¿Eres empleado de confianza? así te afectarán las decisiones de AMLO

Alrededor de 258,000 empleados de confianza serán impactados por las nuevas condiciones laborales que propone el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Los trabajadores de confianza del gobierno federal estarán en la cuerda floja durante el gobierno de Andrés Manuel López Obrador. El virtual presidente de México ya anunció que en su administración reducirá el 70% de la plantilla laboral. Los que se queden tendrán cambios en sus horarios, prestaciones y sueldos.

De acuerdo con el Censo Nacional de Gobierno Federal 2017, realizado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en el país hay poco más de 1.5 millones de burócratas (trabajadores del sector público). Aproximadamente, 258,000 son de confianza, esto si se toma como referencia que en 2015 el 17.2% de los trabajadores del Estado pertenecía a este sector, según las estadísticas a propósito del día de la Administración Pública publicadas en junio del 2017.

Las nuevas reglas para los burócratas de confianza incluyen contar con ocho horas de trabajo y tener un solo día de descanso a la semana. Además, no tendrán viáticos, se eliminará la caja de ahorro especial y el seguro de Separación Individualizada, no podrán recibir regalos superiores a los 5,000 pesos, no habrá bonos y el salario será integral.

López Obrador no está alejado de lo que marca la Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado (o Ley Burocrática como se le conoce), pues en su artículo 22 dice que la jornada laboral máxima diurna será de ocho horas y, en su artículo 27, establece que por seis días de trabajo habrá uno de descanso.

¿Y si me despiden?

En caso de que los empleados de confianza sean removidos de sus puestos, tendrán derecho a una indemnización de tres meses de sueldo y 20 días de salario por cada año de servicio prestado, establece la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN). Este derecho fue adquirido por los trabajadores de confianza en febrero de 2016, cuando la Suprema Corte de Justicia convirtió en jurisprudencia el fallo a favor que dio a un grupo de 16,000 trabajadores de confianza del Estado que en 2015 corrían el riesgo de ser despedidos.

¿Es suficiente el plan de austeridad de AMLO para terminar la corrupción?

Luis Hernández, experto en Derecho y Catedrático de Posgrado en la Escuela Bancaria y Comercial (EBC), comenta, al respecto de la iniciativa de López Obrador de modificar sueldos y prestaciones, que los trabajadores de confianza están protegidos por el artículo 123 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

Además, la SCJN reafirma este derecho y dice que, aunque los empleados de confianza no gocen del derecho a la estabilidad en el empleo, disfrutarán de las medidas de protección al salario y gozarán de los beneficios de la seguridad social como servicios de salud, aguinaldo, bono por quinquenio, seguro de enfermedades y maternidad, riesgo de trabajo, jubilación, retiro, invalidez, rehabilitación, préstamos para la adquisición de casa estipuladas en el artículo mencionado, apartado B fracción XIV.

Si estos trabajadores fueran despedidos, el patrón no tiene la obligación de recontratarlos. Y para poderles modificar sus condiciones laborales, tendrían que ser despedidos y reintegrados bajo las nuevas reglas, dice Alfredo De la Rosa, del Despacho De La Rosa Abogados. En caso de ver violados sus derechos, los trabajadores de confianza podrían demandar.

“A los trabajadores de base o sindicalizados no los tocará (AMLO), porque el costo será mayor”, señala De la Rosa. Ellos “aproximadamente el 65% de los empleados, según el Inegi- tendrían derecho a una indemnización por despido que incluye prima vacacional, la parte proporcional del aguinaldo, tres meses de sueldo y hasta salarios caídos en caso de haber juicio. Incluso estos trabajadores tienen derecho a ser reinstalados bajo las mismas condiciones salariales que tenían antes de su despido, describe De la Rosa.

Los empleados de confianza que no quieran atenerse a las posibles nuevas disposiciones podrán buscar su jubilación anticipada, negociar alguna gratificación o buscar ser reacomodados en otras posiciones, sugiere el abogado laboral Jorge Sales Boyoli, director general del Bufete Sales Boyoli.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Visit Us On FacebookVisit Us On TwitterVisit Us On YoutubeVisit Us On LinkedinVisit Us On Instagram